Los batidos de fruta son una opción sana, sencilla y superrefrescante para este verano. A base de vegetales, estas bebidas nos aportan numerosos minerales y vitaminas, además de un sinfín de colores y sabores exóticos y deliciosos. Descubre cómo hacer los más apetecibles y saludables para estos meses de calor.

En AXA Health Keeper queremos que aprendas a comer bien. Pregunta tus dudas a nuestros endocrinos y nutricionistas. Regístrate y conócelos.

 

Cómo hacer batidos de fruta

Un batido básico consta de tres ingredientes principales: fruta o verdura, un líquido (agua, leche o zumo) y un alimento cremoso como el yogur. A partir de aquí, podemos agregarle cualquier alimento más, en función del gusto y de la finalidad del batido (miel, canela, cacao en polvo, semillas, chía…).

Todo lo que necesitamos es volcar los ingredientes en la licuadora o robot de cocina y mezclar hasta conseguir una textura suave.

  • Batido de fresa y plátano: mezcla un plátano, tres fresas grandes, una cucharada de yogur y una cucharadita de miel hasta que esté todo bien cremoso.
  • Batido de remolacha: junta media taza de arándanos frescos o congelados, media taza de frambuesas frescas, una taza de agua de coco, varios trozos de remolacha al vapor, un cuarto de aguacate, el zumo de medio limón y un puñado de hielo.

 

Batido de remolacha

 

  • Batido de mango: junta en una taza de yogur natural, media taza de mango picado y media taza de hielo. Bátelo todo y sírvelo frío.
  • Batido de naranja: mezcla una taza de bebida de almendras, media taza de zumo de naranja, jugo de limón o de una lima y una cucharada de miel.

 

Batido de naranja

 

  • Batido de yogur de fresa: une cuatro tazas de fresas maduras, una taza de yogur natural, media taza de zumo de naranja y una cucharada de azúcar.
  • Batido de cereza y melón: mezcla media taza de cerezas deshuesadas, dos rodajas de melón y una bebida vegetal (al gusto). Puedes hacerlo también con yogur.

Propiedades de los batidos de fruta

Los batidos elaborados con frutas, como cítricos, melones y vegetales tropicales contienen una variedad importante de vitaminas y minerales.

  • Vitamina C: naranjas, mandarinas y limones poseen vitamina C, limonoides, flavonoides, que les otorgan propiedades antioxidantes y antiinflamatorias.
  • Fitonutrientes: los frutos silvestres, como arándanos, fresas, moras, frambuesas y uvas contienen fitonutrientes, sustancias consideradas píldoras naturales para la juventud.
  • Potasio: papaya, kiwi, piña, aguacate, coco o mangos son fuente de potasio, folato y manganeso, eficaces para prevenir la retención de líquidos.
  • Betacaroteno: cerezas, albaricoques, melocotones y ciruelas proporcionan una buena dosis de betacaroteno, un antioxidante que favorece la salud de la piel y la visión.
  • Vitamina B: melón, sandía, manzanas y peras tienen cantidades elevadas de vitaminas del grupo B, que ayudan a proteger el estómago y mantener bajo el colesterol.

Batidos de fruta para adelgazar

A continuación te mostramos cuatro batidos deliciosos, cargados de antioxidantes y con menos de 200 calorías:

  • Batido de sandía con yogur y fresas: excelente forma de refrescarnos y de absorber antioxidantes. Mezcla dos tazas de sandía picada sin semillas, una taza de fresas, otra de yogur natural bajo en grasa y un puñado de hielo. Sírvelo bien fresquito.
  • Batido de espinacas y fresas: junta media taza de yogur bajo en grasa, dos tazas de agua, un plátano mediano, una taza de fresas en rodajas, dos tazas de espinacas frescas picadas y miel (al gusto).
  • Batido de arándanos y leche de soja: une dos tazas de arándanos congelados, una taza y media de leche de soja, cuatro cucharadas de miel y una pizca de nuez moscada recién molida. Puedes añadir algunas hojas de menta fresca para aromatizar.

 

Batido de arándanos y leche de soja

 

  • Batido de frutas tropicales: mezcla un cuarto de taza de piña troceada y de mango también troceado, dos frescas, una taza de soja y una cucharada de jugo de limón.

Te animamos a probar estas deliciosas recetas, que puedes combinar como más te apetezca. Recuerda la importancia de seguir una alimentación con fruta y verdura y realizar ejercicio físico. ¡Cuídate y te sentirás mejor!

 

FUENTES:

  • Best Health Magazine