Te contamos cómo puedes ser un triatleta de natación, carrera a pie y ciclismo.
En AXA Health Keeper tenemos entrenadores personales que te pueden ayudar y gimnasios si prefieres salir de tu entorno. Regístrate.

Qué es un triatlón

¡Enhorabuena! Estás a punto de embarcarte en el gran reto de tu vida: convertirte en triatleta.
El triatlón es un deporte olímpico que incluye tres disciplinas deportivas: natación, ciclismo y correr a pie, que se realizan en orden y sin interrupción.

Pruebas de triatlón

Las carreras de triatlón se clasifican en diferentes modalidades según su distancia (corta y larga distancia),  si el circuito de ciclismo es en carretera o cross (por caminos y montaña) y si se permite el drafting (ir a rueda de otro corredor en el segmento de ciclismo).
Las competiciones de triatlón más conocidas son:
Ironman: los participantes tienen que cubrir 3 distancias, 3,86 km de natación, 180 km de ciclismo y 42,2 km de carrera a pie. La carrera dura 17 horas como máximo.
Xterra: es una serie de carreras de triatlón cruzadas, es decir, carreras de tres deportes que incluyen natación, ciclismo de montaña y trail running.
Triatlón olímpico: 1,5 km de natación en aguas abiertas, 40 km de ciclismo en ruta y 10 km de carrera a pie; entre cada prueba los triatletas van a un box individual.
Sprint: consiste en un evento continuo con fase de natación de 750 m, 20 km en bicicleta y 5 km a pie. Es la categoría más suave, ideal para iniciarse. Iniciarse en triatlón

Cómo iniciarse en un triatlón

  1. Chequeo médico: analiza cómo está tu estado de salud y tu forma física, mediante una prueba de esfuerzo. Asegúrate de que tu corazón y tu aparato locomotor funcionan correctamente.
  2. Valora tu nivel de natación: si no eres un gran nadador y dudas de tu técnica, apúntate a un curso de natación. Las clases te ayudarán a perfeccionar el deporte que menos se controla. Dedícale al menos 3 días a la semana durante 3 meses.
  3. Organiza tu entrenamiento: piensa en cuánto tiempo dispones e intenta optimizarlo. Entrena al menos 4 días a la semana, alternando sesiones de mayor intensidad con otras más relajadas para perfeccionar la técnica.
  4. Déjate guiar: puedes buscar un entrenador personal, ponerte en forma en grupo o hacerlo tú solo. Si contratas a un profesional, él te marcará los entrenamientos. Si lo haces solo, combina los 3 deportes: un día de natación y otros de ciclismo y running.

Dieta para triatletas

Es importante que tu alimentación sea la correcta, no solamente cuando tengas una competición a la vista, sino también cuando te entrenes:

Cinco comidas al día: empieza el día con un desayuno completo, un almuerzo a media mañana, comida a mediodía de 2 platos y postre, merienda a media tarde y una cena ligera, pero de dos platos.

Hidratación: bebe al menos 2 litros de agua al día, más si hace calor. Evita los refrescos azucarados y opta por bebidas naturales, agua, zumos caseros, infusiones y sopas. No olvides ingerir abundancia de frutas, que contienen agua, hidratos y vitaminas.

Evita los productos procesados: reduce los alimentos más industrializados, especialmente, los que contengan azúcar refinado o “grasas trans”. Lleva siempre tentempiés sanos para entre horas (frutos secos, fruta, bocadillos integrales, etc.).

Carbohidratos complejos: consume pasta y arroz integral, que aportan fibra, vitaminas y minerales, además de patatas, legumbres y cereales como la quinua, que te aportan proteínas vegetales.

Proteínas de calidad: alterna carnes rojas, con aves, huevos y pescado, que poseen proteínas de calidad (pero con más grasas) para tus músculos. Trata que la carne sea de origen biológico y sin adulterar.

Planifícate los menús: realiza una compra semanal y, con la ayuda de una olla express, prepara varios platos de legumbres con verduras, arroz integral, sopas, etc. para la semana. Deja listos diferentes tápers para congelar y tener a mano.

Planning para un triatlón

Con 6-8 semanas de preparación, una persona (sana y con relativa buena forma) que entrena por su cuenta 3-4 días a la semana puede finalizar un triatlón de distancia sprint con éxito.

– Mínimo de 2 sesiones de natación a la semana (alguna en aguas abiertas), de entre 30 y 45 minutos.

– 2 de bicicleta (alguna sesión de técnica en función de la destreza), una de ellas de una duración mayor, que se acabe acercando a las 2 horas.

– 2 sesiones semanales de carrera a pie son suficientes, teniendo en cuenta que suele ser la disciplina que mejor dominamos.