Es un trastorno hormonal que aparece cuando la glándula pituitaria produce un exceso de producción de hormonas de crecimiento en la edad adulta. El síntoma más común es el aumento de manos y pies. Aunque suele detectarse tarde, existen tratamientos efectivos. 

En AXA Health Keeper contamos con un gran equipo de nutricionistas y endocrinos que te ayudarán en a solucionar cualquier problema de tipo digestivo. Consúltales.

El 1 de noviembre es el Día Mundial de la Acromegalia, una enfermedad minoritaria que afecta a entre 40 y 70 personas por millón, según la Asociación Española de Afectados por Acromegalia. Se calcula que en nuestro país podría haber alrededor de 3.000 afectados.

Esta jornada pretende dar a conocer este trastorno hormonal y su diagnóstico, ya que muchos casos no se detectan. La edad media del diagnóstico se sitúa entre los 40 y los 50 años.

Qué es la acromegalia

La acromegalia es una enfermedad endocrina, caracterizada por un exceso de secreción persistente de la hormona del crecimiento (GH). El término ‘acromegalia’ proviene del griego: acro significa extremidades y mega, grande.

El exceso de GH provoca un agrandamiento gradual de distintos tejidos y órganos a lo largo de los años. El crecimiento de manos y pies es el síntoma más habitual de la acromegalia.

Al ser una enfermedad minoritaria y como los cambios físicos ocurren lentamente a lo largo de los años, muchas veces no se diagnostica y puede afectar a otras partes del cuerpo, como los huesos. Los tratamientos existentes pueden reducir el riesgo de complicaciones y mejorar notablemente los síntomas.

Síntomas de la acromegalia

El aumento del tamaño de manos y pies es uno de los síntomas más comunes. Estos son otros síntomas habituales de la acromegalia:

  • Cambios graduales en la forma del rostro, como mandíbula y frente protuberantes, nariz agrandada, labios más gruesos o más espacio entre los dientes
  • Piel áspera y más gruesa
  • Sudoración excesiva y con olor
  • Pequeñas verrugas en la piel
  • Debilidad articular y/o muscular
  • Voz más grave y áspera por el aumento de tamaño de las cuerdas vocales y las fosas nasales
  • Ronquidos fuertes
  • Problemas de visión
  • Dolores de cabeza, que pueden ser persistentes o fuertes
  • Irregularidades en el ciclo menstrual
  • Disfunción eréctil
  • Pérdida del deseo sexual

Tratamientos para la acromegalia

Causas de la acromegalia

La enfermedad se desarrolla cuando la glándula pituitaria, ubicada en la base del cerebro detrás del puente de la nariz, produce demasiadas hormonas de crecimiento durante mucho tiempo.

Cuando la pituitaria libera estas hormonas al torrente sanguíneo, hace que el hígado produzca una hormona llamada factor de crecimiento tipo insulínico 1 (IGF-1). Esta hormona provoca el crecimiento de huesos y tejidos.

En los adultos, la causa más común de la producción excesiva de la hormona de crecimiento es la presencia de un tumor que suele ser benigno. Aun así, este presiona los tejidos cercanos al cerebro y puede provocar dolores de cabeza y de visión.

Tratamientos para la acromegalia

Existen distintos tratamientos que reducen los síntomas y pueden evitar posibles complicaciones, como hipertensión, bocio, artrosis o pólipos.

El tratamiento dependerá de la ubicación y el tamaño del tumor, de la gravedad de los síntomas, de la edad y del estado de salud. Estos son los más comunes:

  • Cirugía. El el 80% de los pacientes siguen este tratamiento. Si el tumor es pequeño, su extirpación hará que se normalicen los niveles de la hormona de crecimiento. Si es grande, quitarlo aliviará el dolor de cabeza y los cambios en la visión.
  • Radioterapia. Se recomienda si no se ha podido extirpar todo el tumor en la cirugía. Elimina las células tumorales restantes y reduce lentamente los niveles de la hormona del crecimiento. Habrá un seguimiento posterior para controlar los niveles hormonales.
  • Fármacos. Existen distintos medicamentos que, solos o combinados, pueden regular los niveles hormonales y bloquear la acción de la hormona de crecimiento.

Como ves, la acromegalia es una enfermedad causada por la glándula pituitaria, que puede afectar a los adultos. Se desarrolla lentamente, lo que puede impedir una detección precoz. Seguir un tratamiento adecuado es esencial para minimizar los síntomas y evitar complicaciones por el exceso de la hormona del crecimiento.

¡Descubre la edad de tu salud 
en la calculadora de la APP!

Fuentes:

Asociación Española de Afectados por Acromegalia. http://tengoacromegalia.es/

Acromegalia. Sociedad Española de Medicinia Interna. https://www.fesemi.org/informacion-pacientes/conozca-mejor-su-enfermedad/acromegalia

Epidemiología de la acromegalia en España. Gemma Sesmilo. Endocrinología y Nutrición. Octubre 2013. https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S1575092212003191?via%3Dihub

Acromegalia: diagnóstico y tratamiento. Olga Lidia Pereira Despaigne, Maricela Silvia Palay Despaigne y Argenis Rodríguez Cascaret. Medisan. March 2015. http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1029-30192015000300013&lng=es&nrm=iso